sábado, 25 de agosto de 2012

Obligaciones Solidarias



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Las obligaciones solidarias son, al igual que las parciarias, obligaciones con pluralidad de sujetos, pero en las que cada uno de los acreedores puede exigir y cada uno de los deudores debe cumplir la prestación por entero: de ahí el nombre de solidarias, del término solidum (entero). De tal forma que el cumplimiento hecho a uno de los acreedores o por uno de los deudores, extingue la obligación respecto a los demás codeudores y coacreedores, independientemente del posible ajuste de cuentas ulterior entre los acreedores y los deudores entre sí.

Cuando existe pluralidad de acreedores se habla de solidaridad activa, cuando existen varios acreedores y varios deudores, estamos ante la llamada solidaridad mixta. Los supuestos de solidaridad pasiva son los que más abundan en las fuentes.

Sestercio Romano - Derecho Romano

Un ejemplo aclarará el concepto. Si Elio vende un inmueble por 3.000 sestercios a tres compradores, acordando expresamente solidaridad, podrá exigir los 3.000 sestercios de cualquiera de los tres, resultando que pagado el precio por uno cualquiera de los compradores, los demás se liberan y Elio ya no podrá exigir nada. Así vemos como la solidaridad suponía para el acreedor una comodidad, y al mismo tiempo una garantía. Una comodidad procesal, pues podía reclamar el pago de aquel deudor que prefiera (normalmente el más solvente) sin ejercitar tantas acciones cuantos eran los deudores, y una garantía, pues no se veía expuesto al peligro de conseguir tan sólo una parte de la obligación en caso de insolvencia de uno de los codeudores.

Fuente:
Derecho privado romano - Antonio Ortega Carrillo de Albornoz